Friday, April 3, 2009

Cuba , Negocio Abierto...


Aun con todas las cautelas
por la falta de garantías en un "país tan especial",
empresarios y un cada vez mayor número de legisladores
se sitúan todos en la misma línea.
El negocio busca más negocio.


CUBA, NEGOCIO ABIERTO

 ¡VALE TODO!

Cuba dice que espera más cambios,
pero histórica y estratégicamente
no le interesa el levantamiento del embargo
o la supresión de la Ley de Ajuste,
que critica, pero le sirve de coartada.
Le basta con negocios suficientes
para mantener la Revolución en crisis endémica.
Nada de contrapartidas
.

La economía ha sido el motor
de las políticas de apertura aplicadas por Estados Unidos
y de las purgas que han militarizado aún más la isla





Juan José Fernández
Miami
Florida
El País
España

Infosearch: 
José F. Sánchez 
Analista
Director
Dept. de Investigaciones
La Nueva Cuba 

Marzo 30, 2009


 

Los tiempos, aunque a veces despacio, siempre cambian. Si al exilio de Miami le hubieran dicho hace pocos años que en uno de los hoteles céntricos de la ciudad se iba a celebrar una feria de comercio con Cuba nadie lo habría creído. Pero ya ha sido posible. La Cuba Trade Expo se desarrolló la semana pasada mientras media docena de los grupos anticastristas más radicales protestaban en la calle. Apenas nada. Dentro, no sólo estuvieron especialistas o empresarios interesados en abrir completamente el comercio con la isla, sino también investigadores a tiempo completo del tema cubano. Todos, navegando ya por aguas propicias.

Tras la suavización de las restricciones de los viajes y el envío de remesas a Cuba por parte de Estados Unidos,la presión no cesa. Está en marcha en el Congreso un proyecto de ley bipartidista, no sólo demócrata, para dar mayores facilidades a las exportaciones agrícolas que dejan el embargo impuesto en 1962 cada año más en entredicho, y esta misma semana se plantea otra iniciativa en el Senado que intenta abrir los viajes también a los ciudadanos estadounidenses.

"Las empresas de Estados Unidos tienen que estar listas para una apertura total del mercado, y el Gobierno debe facilitar aún más las cosas, como permitir a Cuba comprar con crédito". Ésta fue la conclusión principal de la Cuba Trade ExpoAun con todas las cautelas por la falta de garantías en un país tan especial, empresarios y un cada vez mayor número de legisladores se sitúan todos en la misma línea. El negocio busca más negocio.

Actualmente, Estados Unidos es ya el quinto socio comercial más importante de Cuba gracias a un vericueto humanitario permitido por el presidente Bill Clinton en el año 2000: venta de alimentos, con pago al contado. Más de 700 millones de dólares de negocio en 2008, nuevo récord de hipocresía. Desde Port Everglades salen continuamente desde pollos hasta arroz, pasando por todo tipo de productos del campo de la América profunda. Cuba, supuestamente embargada, debe importar más del 80% de los alimentos que consume.

"Es una vergüenza hacer negocios con una dictadura que tiene en la cárcel a presos políticos" es el argumento esgrimido por los defensores de las medidas más duras siempre contra el régimen de La Habana. Pero la inercia económica parece imparable. Y cualquier empresario les recuerda el cinismo que se practica con China. Los negocios son los negocios, y más en los tiempos que corren, en los que cualquier resquicio de mercado puede ser una tabla de salvación. Poco importa que Cuba sea un riesgo como mal pagador cuando le dan facilidades y que a ninguno de sus vecinos turísticos les convendría un competidor abierto tan potente. No es descabellada la teoría de que al cambiarse La Habana por Las Vegas hace medio siglo y al crearse después muchos negocios turísticos en el Caribe a nadie le ha interesado realmente abrir la isla revolucionaria en todo este tiempo. Pero algo más, parece que ya sí.

Cuba, por encima de valoraciones o críticas, después de medio siglo revolucionario, se ha encastrado y tiene un puesto inamovible. De ahí las ocho últimas visitas de presidentes como apoyo a la isla o el reconocimiento de Costa Rica y El Salvador, los dos únicos países americanos que quedaban sin relaciones diplomáticas, salvo las particulares con Estados Unidos. Cuba, sin participar, será la gran protagonista de la Cumbre de las Américas en Trinidad, del 17 al 19 de abril, mientras la UE coquetea cada vez más con la isla, obviando a los disidentes, como todos. Hasta el conservador ex presidente del Gobierno español José María Aznar ha pedido el fin del embargo, sin condiciones. Lo hizo en Madrid, no en Georgetown, apenas 15 días después de que sorprendiera con la misma idea el senador republicano Richard Lugar.

Una última encuesta de la Universidad de Miami, nada sospechosa para los más conservadores, que descalificaron sondeos anteriores con resultados por primera vez a favor del levantamiento del embargo, ha dado también datos significativos del tsunami cambiante. Entre 2.500 encuestados, un 56,5% está de acuerdo con el embargo, pero sólo el 22,8% de los jóvenes. Y lo suprimiría ya un 43,5%, cuando en 2004 sólo se mostraba partidario de hacerlo un 27%. Grupos e instituciones quieren cambiar el rumbo.

El dinero manda. El reciente levantamiento de restricciones a los viajes y a las remesas de los cubanos a la isla dio un protagonismo mayor al Departamento del Tesoro que al Gobierno de Barack Obama. Antes de suavizarse las medidas anteriores de George W. Bush, se eliminaron de los presupuestos las partidas para perseguir a los infractores de las mismas. Ahorro de gastos, que no son negocio. Cuba dice que espera más cambios, pero histórica y estratégicamente no le interesa el levantamiento del embargo o la supresión de la Ley de Ajuste, que critica, pero le sirve de coartada. Le basta con negocios suficientes para mantener la Revolución en crisis endémica. Nada de contrapartidas.

Por algo Obama ya ha recibido dos cartas de protestas del exilio. Una, de ocho congresistas (entre ellos, los más conservadores de Florida) y otra, de la Fundación Cubano Americana, advirtiéndole de que al final se va a ayudar a Cuba con dinero del contribuyente sin pedir nada a cambio: ni elecciones libres, ni libertad de presos de conciencia.

Pero la carrera parece imparable. Raúl Castro ha cerrado filas con la anuencia de su hermano Fidel, aún patriarca de un negocio que atraviesa una gravísima crisis económica agravada por los huracanes de 2008. Amigos y enemigos coinciden en que el Minfar, el Ministerio de las Fuerzas Armadas dirigido siempre por Raúl, ha sido el que mejor ha funcionado en la Revolución. Ahora, trata de hacer lo mismo con todo el país. Métodos militares como medicina. Por eso se ha rodeado de sus fieles, sobre todo generales, y ha purgado a los civiles que no eran de los suyos, sino de su hermano, aunque éste no dudó en acabar de mandarlos al infierno por "indignos".

"Dentro de la Revolución, todo; fuera de la Revolución, nada", dijo Fidel a los intelectuales en 1961. "¿Revolución? Nada de eso, chico", comenta un ex preso político. "No se atrevió a decir los Castro, los dueños de Cuba, entonces y ahora". Todo atado, además, con vistas al Sexto Congreso del Partido Comunista, previsto para el último trimestre del año.

Si alguien del exilio tenía alguna esperanza de cambio real en la isla, se fue evaporando cuando vio que Fidel no se moría el verano de 2006 y que resucitaba una y otra vez, mientras su hermano se enrocaba en la sucesión familiar.

Cada vez cobra más fuerza la teoría de un cubanólogo pesimista: "Cuando el Ejército, jefe de la finca, haga una supuesta transición, los países mirarán para otro lado a fin de que los generales a la cabeza de ministerios y empresas sigan liderando los futuros consejos de administración como un signo de solidez. Será el pago a sus servicios por dar un paso sin derramamiento de sangre y muy práctico para seguir todos haciendo negocios rápidamente con la isla".

Fuente: La Nueva Cuba 


Cuba sin chocolate...

¿Quién le debe a quién?

Agua para chocolate

Cubamatinal/ Si tomas chocolate, paga lo que debes; destaca un reportaje del periodista Jorge Rojo de la Televisión Cubana publicado el 19 de marzo. En él se criticaba despiadadamente a los usuarios que no pagan el ómnibus y a los empleados que se apropian de la recaudación. Se hizo énfasis en los conductores que se apropian del vuelto del pasajero.
Artículos relacionados:
• Salarios exiguos y mala memoria proverbial
• Jubilados de segunda

Por Elías Paz

La Habana /SDP/ La crítica se extendió a la panadería donde nunca tienen menudo para devolver. Y por este vericueto de apropiaciones indebidas, se concluyó por fustigar a buena parte de la población que se resiste a pagar los efectos electrodomésticos entregados por la “benévola revolución socialista”; devenida en la pobre víctima de la que todos se aprovechan.

Como es usual en estos reportajes, se entrevistó a choferes de ómnibus, conductores, panaderos y a otras personas; quienes se compadecieron del maltrato al erario público: el estado realiza colosales esfuerzos para comprar autobuses para el pueblo y luego la gente no quiere pagar su pasaje; reparte refrigeradores y equipos electrodomésticos a precios asequibles y los beneficiados esquivan saldar su deuda, dijeron algunos de los entrevistados. Hablaron de combatirlas sin tregua, de que había que ser enérgicos con esas tendencias negativas y todos las censuraron como si se tratara de cosas ajenas a su persona. ¿Pero en verdad los interpelados en este trabajo de prensa están libres de culpas como para lanzar la primera piedra?

El pago del ómnibus, - aunque se ha multiplicado por 8 con relación al existente en 1990, mientras que el salario lo hizo por 2 – es una de las pocas cosas que tienen un precio tolerable. Hasta aquel año un café costaba 5 ¢ al igual que el pasaje de marras y otros muchos comestibles costaban menos de un peso, con lo que la fracción en centavos tenía un uso generalizado y por tanto existía una infraestructura que hacía posible el menudo para el pago del autobús.

Pero ahora ese mismo café cuesta $ 1 peso y el resto de los servicios se pagan en múltiplos de esa unidad por lo que desapareció la infraestructura de la fracción y con ello el pueblo no encuentra con facilidad los 40 ¢ para echar en las alcancías de las guaguas. Ahí esta el problema: ¿echar el peso o no? Y como es natural triunfa el ¡No!

Los ómnibus que tienen conductores son una solución al problema pues por lo regular tienen cambio para fraccionar el peso y dar el vuelto, casi es el único lugar donde se obtiene fracción para echar en las guaguas con alcancías. Sin embargo, al gobierno le molesta esta labor tan necesaria. Y en este país, donde hay tantos trabajadores en cuyos puestos se hace poco o nada, se quiere racionalizar al conductor.

Ya los quitaron en algunos paraderos para reemplazarlos por las alcancías, - aunque estas recauden menos - y el resto están bajo constante amenaza: los vigilan, les exigen entregar $ 400 por jornada (1000pasajes) y arriba de eso los acusan de apropiarse de la recaudación.

Que algunos conductores se hacen los remolones para devolver el cambio, es problema a resolver por el usuario. Algunos reclaman el vuelto y otros no, porque saben que es la “búsqueda” del conductor.

Veamos del conductor otros elementos positivos como son además de tener el cambio ya mencionado: que tratan de recoger a todos los usuarios por su interés de recaudar, que ponen orden en la transportación para que quepan más personas, se ocupan de cerrar la puerta para que nadie viaje en condiciones de peligro, etc. ¿No es bastante a su favor?

En las panaderías ocurre otro tanto. El mal que padecen es el mismo que nos afecta a todos. En otros países donde las panaderías son particulares, el pan nunca es de mala calidad, siempre tienen cambio, venden lo más barato posible, no se rompen las máquinas o al menos la población no se entera si eso ocurre. Eso es lo que necesitamos y no una justificación sobre otra.

Que los efectos electrodomésticos estén baratos y al alcance de la población, no es la opinión popular. Por el contrario, la queja generalizada es el tener que entregar un refrigerador en condiciones de uso, para poder adquirir el nuevo y además pagar por este $ 6 000 pesos. Nada menos que la friolera del salario integro de dos años de un trabajador promedio. Con el monto del salario de dos años, los obreros de Latinoamérica se pudieran comprar un automóvil, los de Europa una rastra y los de Norteamérica la letra de una locomotora.

No entiendo el tipo de periodismo del Sr. Jorge Rojo de la Televisión Cubana. Pues para resolver esos y otros muchos problemas hay que reclamar primero: ¡¡Cuando van a devolvernos lo que nos deben en salario!! Me refiero a reponer el equivalente al salario de la década de los años 50, cuya capacidad para adquirir bienes y servicios, era 40 veces el actual. Mientras eso no se resuelva, el cubano tendrá que seguir inmerso en el delito, “resolviendo” en todas partes. Porque para pagar el chocolate, es preciso primero cobrar lo que nos deben. 

Cuba y sus comentarios...

EL ZAPATERO REMENDÓNPor Oscar Mario González


Playa, La Habana, abril 2 de 2009 (SDP) Los zapateros remendones están agrupados en dos grandes familias no siempre amistosas entre sí: los que devengan un salario del gobierno y suelen trabajar en un taller de reparaciones y los que ejercen por cuenta propia y montan el negocito en el hogar propio o en la casa de otra familia amiga mediante el pago de un alquiler.

Este de hoy en día difiere mucho del que conocimos treinta o cuarenta años atrás, conceptualmente hablando. El actual no se distingue por el martillo y la puntilla sino por el pegamento y la aguja de coser a mano.

Se trata de que los materiales sintéticos y el uso de la goma dejaron atrás las pieles. Con la actual moda de usar zapatillas, son otros los recursos a emplear, lo cual no quiere decir que los materiales tradicionales dejen de utilizarse. Sin embargo, su empleo es mucho menor.

Precisamente son los recursos para ejercer el oficio la mayor dificultad que confrontan los restauradores de calzado pues si bien el gobierno, en teoría, tiene una tienda encargada de vendérselos, en la práctica dicha tienda casi siempre está desabastecida y con los altos precios propios de todo monopolio estatal.

Pero no por eso nuestro personaje detiene la lucha por la subsistencia y así pues, se las agencia para resolver los materiales y utensilios propios del oficio. Ello ha de ser así porque sus hijos no entienden de dificultades ni del embargo económico y cada día demandan tres jornadas alimenticias: desayuno, almuerzo y comida, algo bien difícil de lograr en este país.

La chaveta se palabrea con un mecánico que la construye a partir de un pedazo de segueta desechable. La botella de pegamento a ciento y tantos pesos cubanos resulta más barata que comprándosela al estado a 10 pesos convertibles. Algo similar ocurre con la caja de puntilla de una libra, que se adquiere a 5 en el mercado informal. El hilo, la goma, el neopreno y otros, se resuelven de modo parecido: mediante el “forcejeo” y la “sofocación” que se imponen en el submundo del “invento”

Nuestro personaje tiene asiento legal en el registro de actividades por cuenta propia con el número 418 y el sustantivo “Zapatero Remendón”, por cuya licencia debe pagar 200 pesos cubanos mensuales más un impuesto anual sobre ingresos personales según declaración del cuentapropista. Tratándose del zapatero estatal, el sueldo es de 250 pesos mensuales.

La diferencia entre ambos disminuye cada día pues tanto uno como el otro, se ven forzados a comprar en el mercado negro los recursos que no les facilita el estado. Por tal razón, el precio del servicio que prestan, es decir, el precio del remiendo, tiende a igualarse en la práctica aunque teóricamente el estatal se rige por un listado oficial. La concreción de un trabajo suele ser resultado de un acuerdo entre cliente y artesano. Este convenio ha de ser directo y secreto pues se tasa a precio de mercado negro; por tanto, resulta furtivo aunque tal práctica esté generalizada en casi todos los oficios.

Un zapatero serio y curioso adquiere fama y con ella amplía su marchantería. En tal caso, el reparador de calzado suele tornarse lijoso y consentido; seguro de que en un mundo donde la indiferencia y la dejadez pululan, él es un tipo excepcional, acreedor de deferencias y consideraciones. Entonces puede dormir tranquilo junto a los suyos pues siempre le lloverán clientes. En su congelador nunca faltará el pedazo de carne y los muchachos siempre tendrán un pantalón decente que vestir.

Todos lo buscarán para que les repare el par de zapatos que habiéndoles costado 30 “fulas” (pesos convertibles), se les despegó la suela a la tercera puesta; o bien el par de chancletas marca FILA, compradas nada menos que en el Hotel Comodoro pero que resultaron ser una estafa pues no eran de tal marca sino el resultado de una grosera falsificación.

Será, desde su humilde status de zapatero remendón, un tipo reconocido con el cual hay que contar y llevarse bien si se quiere andar debidamente calzado sobre estos escabrosos e inseguros caminos del socialismo criollo donde cualquiera mete la pata, donde cualquiera resbala y cae.

osmagon@yahoo.com

Cuba y EE UU...

Congresistas demócratas viajan a Cuba a abrir diálogo

 El Senador Richard Lugar participa en una audiencia del Comité de Relaciones Internacionales de la Cámara Alta, en el Capitolio.
El Senador Richard Lugar participa en una audiencia del Comité de Relaciones Internacionales de la Cámara Alta, en el Capitolio.
AP


Siete influyentes congresistas estadounidenses marcarán el clímax de una semana caracterizada por las fuertes oleadas antiembargo que avanzan en Washington y viajarán a Cuba este viernes con el propósito de abrir un diálogo para adelantar las relaciones entre los dos países.

En consonancia con la misma estrategia de acercamiento, el veterano senador republicano Richard Lugar subió la parada y pidió que Washington promueva la reincorporación de Cuba a la Organización de Estados Americanos (OEA) y nombre un enviado especial para la isla.

Los legisladores que viajarán a Cuba por cinco días son todos demócratas e integran el Caucus Negro del Congreso.

"Es tiempo de tener una discusión abierta y honesta sobre una nueva vía hacia adelante para las dos naciones y es mi deseo que esta delegación ayude a iniciar esa discusión tanto acá, en Estados Unidos, como en Cuba'', expresó la líder del grupo, Bárbara Lee, demócrata por California y presidenta del Caucus Negro.

En un comunicado difundido el jueves, los legisladores dijeron que la comitiva buscará revisar las relaciones comerciales con Cuba, así como estimular los intercambios culturales, académicos y en materia de salud.

"La elección del presidente Barack Obama presenta una nueva oportunidad para repensar la política exterior de Estados Unidos en muchas partes del mundo'', dijo Lee.

La congresista enfatizó que su prioridad en el mejoramiento de las relaciones entre Washington y La Habana está en el levantamiento total de las restricciones para los viajes de ciudadanos estadounidenses a la isla.

El grupo que viajará a la isla se completa con los representantes demócratas Mel Watt (Carolina del Norte), Emanuel Cleaver (Missouri), Marcia Fudge (Ohio), Bobby Rush (Illinois), y Michael Honda y Laura Richardson (ambos de California). Antes de la iniciativa del Caucus Negro había visitado La Habana una delegación de la National Bar Association, la más poderosa organización de abogados afroamericanos de la nación, a comienzos de diciembre.

El anuncio de la visita de los legisladores coincidió el jueves con la divulgación de una carta enviada por Lugar al presidente Obama con dos propuestas fundamentales: acercarse a Cuba con la anuencia de su ingreso a la OEA y nombrar un enviado especial para la isla, adscrito al Departamento de Estado.

Lugar, líder de los republicanos en la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, le escribió el 30 de marzo una carta a Obama diciendo que "se necesitan medidas adicionales (...) que modifiquen una política que no sólo ha fracasado en promover los derechos humanos y la democracia, sino que también perjudica nuestros más amplios intereses de seguridad y política''.

El experimentado senador de Indiana se ha convertido en uno de los principales críticos del embargo luego de respaldar durante años una política de línea dura hacia la isla.

En febrero Lugar fue el promotor de un informe del Comité de Relaciones Exteriores del Senado distribuido en el Congreso, el cual afirmaba que la política de embargo no ha funcionado y era hora de reevaluarla.

A mediados de marzo figuró entre los 15 senadores firmantes de una carta al Departamento del Tesoro exigiendo la aplicación de una medida aprobada en la ley de presupuesto para flexibilizar las ventas agrícolas a Cuba.

Y esta misma semana se sumó a los copatrocinadores de un proyecto legislativo que echaría abajó las restricciones para que los ciudadanos estadounidenses reanuden los viajes turísticos a Cuba, suspendidos desde 1963.

En este nuevo mensaje dirigido a Obama, Lugar aseveró que un compromiso con Cuba sería decisivo para alcanzar una mejoría en las relaciones bilaterales.

"Para el mundo, nuestro acercamiento actual desafía la lógica'', dijo Lugar en su carta. ‘‘Incluso en los tiempos más bajos y profundos de la Guerra Fría, los canales diplomáticos con la ex Unión Soviética nunca fueron cortados''.

Teniendo en cuenta que "la postura de América Latina hacia Cuba favorece el diálogo, me preocupa que nuestro actual postura pueda resultar un impedimento para lograr apoyo para metas más amplias'' en la región, escribió Lugar.

Lugar exhortó al presidente Obama a terminar oficialmente la oposición estadounidense a que Cuba reingrese a la Organización de Estados Americanos (OAS), con sede en Washington, con la esperanza de poder establecer un diálogo.

Además, Lugar propuso considerar la designación de un "enviado especial para Cuba'' supervisado directamente por la Secretaria de Estado, Hillary Clinton.

"Las responsabilidades del enviado especial podrían comenzar con el inicio de conversaciones directas con el gobierno cubano sobre migración e interdicción de drogas'', escribió Lugar.

También este jueves se sumaron otras gestiones a la batalla contra el embargo.

El representante demócrata William Delahunt (Massachusetts) y su colega republicano Jeff Flake (Arizona) promovieron ante la prensa un proyecto legislativo presentado ante la Cámara de Representantes el pasado febrero, el cual busca igualmente el fin de la prohibición de los viajes turísticos de estadounidenses a la isla.

La Ley para la Libertad de Viajar a Cuba --equivalente al proyecto presentado esta semana en el Senado-- cuenta ya con 122 copatrocinadores y podría ir a votación en el pleno en los próximos meses.

"No quiero dar una fecha exacta, pero tengo la certeza de que este proyecto irá al plenario [de la Cámara] y tendremos los votos'', aseguró Delahunt, principal promotor de la propuesta.

El levantamiento total de las restricciones de viajes a Cuba significaría un golpe demoledor contra el embargo y permitiría anualmente que unos 3 millones de estadounidenses visitaran la isla, según estudios recientes del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Fuente: ENH

Ventana a Cuba...

Comentando las noticias

Por Enrique Artalejo

El arquitecto de las dos victorias de George W. Bush (2000, 2004) y asesor principal del presidente por 8 años, declaró enFOX TV, que creía que el personaje electo gobernaría desde el centro… pero que ahora está comenzando a creer que es un “socialista radical”.

El destacado y sesudo caballero comenzó a caerse de la mata.  Si le hubiesen dado más atención a los avisos de los cubanos viejos… o viejos cubanos… la caída les fuera a ser menos dolorosas.  Definitivamente si en las universidades norteamericanas ofrecieran cursos de refranes en español, se hubieran enterado a tiempo… que si dice “miau” es un gato y si “ladra”, aunque no muerda…es un perro.

Y por otra parte, recibo un e-mail del candidato de la “salsa”, el caballero que en el 2004 tenía un plan para todo, y cuando perdió, se le ha olvidado que a los senadores se les paga por trabajar, y no por engavetar todos sus planes… y ahora utiliza la plata de los contribuyentes para pedirme ayuda para un amigo progresista…

From: John Kerry

To: EARTALEJO@BellSouth.net

Subject: Help A Progressive Friend 

¿Saben quién es su amigo “progresista”?  Nada menos que Mr. Flip-Flop, el Castro-comunista senador… Chris Dodd.  Y me dice y lo cito: 

“Chris is a champion for our side. So they are gunning all out for Chris Dodd, but Chris Dodd is a fighter and he's come out swinging.” 

Chris es un campeón para nuestro lado”  ¿Quién le ha dicho al “salsero” John Kerry que yo estoy, o he estado alguna vez al lado de los llamados socialistas?  

Y me pide ayuda para su “swinging” amigo Chris. Otra vez para el “mata burros” para aclarar y descifrar el mensaje de los Administradores del “CHANGE”.   

En el mejor de los casos nos define a Dodd como un “bailarín” el “Rey del Flip-Flop”, prefiero pensar que se refiere a eso, ya que el resto de las definiciones, pudieran explicar mi sospecha sobre Chris Dodd y su “constante defensa del castro comunismo”. 

Un “swinging”, según el “mata burros”, puede ser desde un aficionado a compartir “parejas”… hasta alguien aficionado a “actividades sexuales en grupo”…Ñooo…

Esta última  definición, me hace pensar, que Chris Dodd el amigo del “Salsero de tomate” John Kerry, ha visitado Cuba en varias ocasiones, y desde hace mucho tiempo “mantiene relaciones” con el Tirano Ex-jefe, y también conocemos las “malas mañas” del bastardo rufián de “motivar”, a sus invitado y grabar sus “extravagancias”,  para luego muy convenientemente, convencerlos de lo útil que le sería mantener su lealtad a la Robolución Castrista y su “causa”.  Esto explica, aunque no justifica, la actuación de Mr. Swinging… digo Mr. Dodd, y la de otros “invitados de Fifo” como el Rep. Serrano y “de otro de los evasores del fisco, de los muchos que integran el “Equipo del Change”… el Rep. Charlie Rangel.  

¿Qué apoye a Chris Dodd? 

Estos personajes ¿Son o se hacen?

Cuba y Nicaragua...

Ortega llega a Cuba en medio de tensiones comerciales con la UE

 El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, izquierda, y su esposa Rosario Murillo, centro escuchan al ministro de Relaciones Exteriores Bruno Rodríguez a su llegada al aeropuerto José Martí en La Habana, el jueves 2 de abril de 2009.
El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, izquierda, y su esposa Rosario Murillo, centro escuchan al ministro de Relaciones Exteriores Bruno Rodríguez a su llegada al aeropuerto José Martí en La Habana, el jueves 2 de abril de 2009.
JAVIER GALEANO / AP 

THE ASSOCIATED PRESS


El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, llegó el jueves a Cuba para reunirse con su colega Raúl Castro un día después de conocerse la decisión de su país de retirarse de negociaciones para un acuerdo de asociación entre Centroamérica y la Unión Europea (UE).

"Estamos honrados de estar en tierras heroicas y poder intercambiar en esta ocasión con la máxima autoridad del gobierno de Cuba, el compañero Raúl (Castro) ", dijo Ortega a periodistas tras ser recibido en el aeropuerto capitalino por el canciller Bruno Rodríguez.

No se ofrecieron detalles sobre la "visita de trabajo'' del centroamericano, ni se sabe la cantidad de días que permanecerá en la isla.

Ortega sí reconoció que temas relacionados con la integración regional estarán en la palestra bilateral. "El área de América Latina y el Caribe está en un proceso nuevo, histórico'', agregó.

Por la noche la televisión cubana mostró breves imágenes del recibimiento por parte del anfitrión Castro a Ortega.

La visita coincidió con la suspensión en Tegucigalpa, Honduras de las conversaciones entre la UE y las naciones centroamericanas --tras la abrupta salida de Nicaragua-- para lograr un acuerdo de Asociación para el 2010.

Según el gobernante el bloque europeo intenta condicionar políticamente la cooperación y "se resiste'' a formar un fondo de compense las asimetrías económicas entre las partes, algo inaceptable.

En lo comercial "ellos quieren una apertura para sus productos y por otro lado ponen limitaciones y barreras para nuestros productos'', consideró.

La ronda de diálogo comenzó el lunes con representantes de 32 países: los 27 de la UE y los cinco centroamericanos y forma parte de una serie que deberá llegar al acuerdo de Asociación.

Ortega aseguró que la salida de Nicaragua de la mesa no era definitiva. "Hay mucho que discutir todavía'', advirtió.

Paralelamente, el mandatario se mostró satisfecho con la participación de su país en el Acuerdo Bolivariano de las Américas (ALBA) una alianza regional firmada a comienzo de la década --encabezada por Cuba y Venezuela-- y a la que paulatinamente se fueron agregando naciones vecinas, incluyendo a Nicaragua.

"En el ALBA venimos construyendo un nuevo concepto, de respeto a la soberanía de cada país y en lo que a comercio se refiere, la solidaridad y la complementariedad... que toma en cuenta las asimetrías entre los países'', manifestó el gobernante.

Ortega se convirtió en el noveno mandatario latinoamericano en visitar la isla en este primer trimestre del año y se suma a los pedidos para que el presidente estadounidense Barack Obama modifique la política hacia la nación caribeña.

Cuba : Opiniones ...

 La moral y las voces de las víctimas

Al tiempo que un grupo de congresistas norteamericanos se encuentra en La Habana y otro, integrado por miembros de ambos partidos, pide sin condiciones el levantamiento de las restricciones de viajar a Cuba y hasta el reingreso de ese país en la Organización de Estados Americanos, varios centenares de ex presos políticos cubanos se congregan en Miami para reafirmar su compromiso con la libertad y la democracia que el castrismo secuestró y suprimió hace medio siglo.

No podría tratarse de dos propuestas más distintas que, sin embargo, convergen en el nombre de Cuba y en el debate político que, una vez más, pone en las noticias a la nación antillana y el largo diferendo con Estados Unidos directamente derivado de la gestión totalitaria que impusiera la revolución. Los políticos norteamericanos tienen a su favor el privilegio de su rango y la fuerza de su posición política, pero a los ex presos cubanos los respalda un crédito de incomparable prestigio: la moral de las víctimas.

Representados estarán en este congreso hombres y mujeres de diferentes generaciones, razas, religiones e incluso ideologías a quienes une fraternalmente un sistema carcelario brutal. Son los testigos del horror, los egresados del infierno, los que amparados por su memoria, y muchas veces en las cicatrices de sus cuerpos, son los portavoces de un llamamiento incomparable: la esencia repugnante del castrismo que todo su aparato propagandístico y el de sus cómplices es incapaz de soslayar; el fracaso económico, administrativo y moral de una tiranía cuya permanencia en el poder a lo largo de cincuenta años no ha conseguido más que empobrecer y envilecer a los cubanos.

Este congreso se celebra en solidaridad con los que ahora mismo se hallan encarcelados en Cuba por denunciar los desmanes de los que mandan; y en apoyo a los disidentes, vigilados por los espías del régimen y acosados por sus turbas de facinerosos; y para subrayar también que medio siglo de opresión no ha logrado sojuzgar del todo a los cubanos.

De una diversa geografía han acudido a Miami este fin de semana los delegados a esa extraordinaria reunión y Cuba volverá a estar en sus debates y en sus ponencias, con el mismo entusiasmo con que alguna vez se opusieron, pacífica o violentamente, a los secuestradores de la democracia; y de nuevo se denunciarán los crímenes, antiguos y recientes, de los que no prescriben en ningún tribunal de genuina justicia; y una vez más, pero con el peso incontrastable de este acontecimiento único, se les pedirá a las autoridades de Estados Unidos, así como a las de todas las democracias verdaderas, que no se dobleguen ante espurios intereses que andan en busca de acomodo ni se dejen arrastrar por prejuicios. Las víctimas del castrismo se congregan este fin de semana, y es de esperar que su clamor consiga hacerse oír por encima de las voces de los propulsores de sucias componendas.

© Echerri 2009

Fuente: ENH/LPP ilustra