Wednesday, April 15, 2009

Cuba : EL REGIMEN AFIRMA

EL REGIMEN AFIRMA
QUE PODRIA TENER QUE
"REEDUCAR"
A TURISTAS ESTADOUNIDENSES
DE VISITA EN LA ISLA 





La Habana
Reuters

Infosearch: 
José F. Sánchez 
Analista
Director
Dept. de Investigaciones
La Nueva Cuba 
Abril 10, 2009

- Cuba podría tener que "reeducar" a los turistas de Estados Unidos que llegan con una visión distorsionada debido a medio siglo de confrontaciones, si ese país libera los viajes a la isla como parte del nuevo clima de distensión, dijo el miércoles la prensa estatal.

Cuba : Cubanos en España...

Cubanos en España

Los exiliados cubanos quieren que Castro corresponda a las medidas de Obama

Cubamatinal/ Las asociaciones de exiliados cubanos en España consideraron ayer "positiva y esperanzadora" la decisión adoptada por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, de levantar las restricciones de viajes y envíos de remesas a Cuba y facilitar las comunicaciones con la isla.

Madrid, 14 de abril / agencias- ABC/ Los colectivos han coincidido en que estas medidas favorecen al pueblo cubano y a los familiares que viven en Estados Unidos, al tiempo que han reclamado al régimen castrista que acompañe la nueva política de Obama con pasos en el ámbito humanitario y político.

El portavoz del Movimiento Cristiano Liberación (MCL) en España, Carlos Payá, ha subrayado que siempre es buena la eliminación de cualquier restricción, aunque ha recordado que es el Gobierno de Raúl Castro, y no EE.UU., el que "sigue teniendo la sartén por el mango" y el que decide quién y cómo entra en el país caribeño.

Payá, en declaraciones a Efe, ha recomendado "no poner las expectativas tanto en cómo responda ahora" el régimen castrista, sino en persistir en el diálogo entre cubanos en pro de la democracia, iniciativa que lidera en la isla su hermano Oswaldo.

El régimen debe «mover ficha»

El coordinador de Unión Liberal Cubana (ULC), Antonio Guedes, ha valorado las medidas de Obama "desde el punto de vista humanitario y de ayuda económica" al ser lo que los cubanos desean. Guedes ha lamentado que las facilidades para el envío de remesas también beneficien al régimen, pero ha insistido en que hay "más pros que contras" en la decisión anunciada en vísperas del primer viaje de Obama a América Latina para participar en la Cumbre de las Américas que se va a celebrar esta semana en Trinidad y Tobago.

Guedes ha instado al régimen de La Habana a "mover ficha", sobre todo en el terreno migratorio, si bien se ha mostrado "escéptico" al creer que continuará inclinándose por "la línea numantina" a tenor de las primera reacción de Fidel Castro de que Cuba "no extenderá jamás sus manos pidiendo limosna".

La presidenta de la Federación Española de Asociaciones Cubanas, Elena Larrinaga, comenta que esta "mano tendida" de Obama es una oportunidad para evolucionar en el discurso revolucionario de hace 50 años y de dar pasos hacia la libertad.

Para Larrinaga, la medida es "esperanzadora" y "coherente" con lo prometido por Obama cuando llegó a la Casa Blanca y "alivia la angustia" de los exiliados que tienen familiares en la isla. También ha valorado la nueva política de EEUU hacia la isla el presidente de la Plataforma Cuba Democracia Ya, Rigoberto Carceller, porque "cualquier aire de cambio siempre se ve como algo positivo en un lugar donde cambian tan pocas cosas". Carceller opina que "la pelota está ahora en el tejado" del régimen castrista, al que se le ha acabado "el discurso de que todas las desgracias de Cuba vienen de EEUU".

«Esto es fantástico»

También los cubanos de Miami están contentos con la decisión. Tras años esperando, Delsa Bernardo por fin podrá visitar a su tía de 80 años en la isla cuando quiera. Como muchos cubano-americanos, Delsa celebra el anuncio de Obama, que ha roto con la política de EE.UU. hacia Cuba en el último medio siglo. El nuevo presidente ha levantado las restricciones de viaje y envío de dinero. Ahora viajarán y enviarán dinero. También las empresas de telecomunicaciones estadounidenses podrán ofrecer conexiones con Cuba.
"Esto es fantástico. Puedo ir a visitar a mi tía, que es la única familiar viva que me queda en la isla", apunta Bernardo, de 47 años, que llegó a Florida a los cinco y nunca ha vuelto a Cuba.

"Hemos llamado a mucha gente y están encantados con la idea. Preguntan si realmente podemos viajar", señala Ofelia Gutiérrez desde Nueva Jersey, estado con el mayor número de cubanos exiliados después de Florida. Su gran preocupación, no obstante, es que el gobierno cubano se aproveche del envío de dinero desde EE.UU.

Aunque el cambio está muy medido -los viajes todavía tienen limitaciones para los estadounidenses y el embargo sigue en pie-, la Casa Blanca ha vendido la decisión como una forma de promover la libertad personal en la nación comunista.

La mayoría de los estadounidenses piensa en Cuba como el único país del mundo que su gobierno les impide visitar.


Cuba : Quinta Cumbre de Trinidad y Tobago debut de Obama en la región...

Quinta Cumbre de Trinidad y Tobago debut de Obama en la región


(Radio Martí) — Jefes de Estados de 34 países se reunirán en Trinidad y Tobago del 17 al 19 de abril en la quinta cumbre continental, la que será el debut del presidente Barack Obama en la región. 

Entre los temas principales de la quinta Cumbre de las Américas sobresalen aquellos que tienen que ver con la lucha contra la pobreza, la garantía de la educación y la atención sanitaria.

También debatirán: el fomento de una energía limpia y segura, la reactivación de la unión regional y mecanismos para enfrentar la crisis financiera mundial. Además se comprometerán en conseguir la prosperidad humana, garantizar la seguridad energética, alcanzar la sostenibilidad ambiental y mantener la seguridad pública contra el terrorismo y el crimen organizado.

Además se comprometerán en reforzar: la gobernabilidad democrática y la lucha contra la corrupción, todo tipo de discriminación y la lucha por los derechos humanos. Hay intención de abrir un diálogo sobre la situación de Cuba en la OEA y el fin del embargo de Estados Unidos podría plantearse, pero no forma parte de la agenda.

Jorge Orellana, informa.

Fuente: Radio/TV Martí

Cuba y EE UU...


Fidel Castro no sabe como contra-

restar las 

medidas de

 Obama

Habana, 14 de Abril, cubalibredigital.- El dictador cubano Fidel Castro, ha escrito dos artículos de su columna "reflexiones" hablando sobre las medidas norteamericanas de levantar las restricciones a los viajes de cubanos desde EUA a la isla y permitir el envío sin límites de dinero, en menos de 24 horas.

En su primera reflexión del lunes 13/04, el dictador insistió en que había que levantar el embargo. En otra reflexión, el martes 14/04 ni siquiera nombra el embargo y habla de otras medidas de menor impacto, que Obama podría aplicar en beneficio de la isla, como sería eliminar la lay del ajuste cubano, que da ventajas a los inmigrantes cubanos en EUA.

La poca conexión entre ambas reflexiones y las citas aisladas que el dictador hace de medidas diferentes que supuestamente el presidente Obama debería tomar respecto a Cuba, hacen de ambos textos materiales de estudios de la situación difícil por la que atraviesa la política de la isla con estas medidas.

Es la primera vez que el dictador cubano se muestra titubeante ante una administración norteamericana en más de 50 años. En sus dos reflexiones, el dictador elogia a Obama al tiempo que critica alga cosa relcionada con su país, pero las cosas derivan en textos confusos e inconexos.

A partir de estos intentos precipitados, uno tras otro, como si algo importante hubiera sido olvidado por el dictador, observadores de la realidad cubana actual suponen que las medidas de Obama no han podido ser enfrentadas eficientemente por el gobierno cubano, que aparentemente se ha visto sorprendido con las mismas, a pesar de haber sido anunciadas desde hace algún tiempo.

Otro aspecto que llama mucho la atención también, es el silencio del gobierno de su hermano Raúl, que todavía siquiera se ha pronunciado al respecto.

A continuación, ofrecemos ambas refleciones.

Del bloqueo no se dijo una palabra

(Tomado de CubaDebate)

El gobierno de Estados Unidos anunció a través de la CNN, que esta semana, Obama visitaría a México, iniciando su viaje rumbo a Puerto España, Trinidad y Tobago, donde estará dentro de cuatro días para participar en la Cumbre de las Américas. Anunció el alivio de algunas odiosas restricciones impuestas por Bush a los cubanos residentes en Estados Unidos para visitar a sus familiares en Cuba. Cuando se indagó si tales prerrogativas reconocían a otros ciudadanos norteamericanos, la respuesta fue que no estaban autorizados.

Del bloqueo, que es la más cruel de las medidas, no se dijo una palabra. Así se le llama piadosamente a lo que constituye una medida genocida. El daño no se mide solo por sus efectos económicos. Constantemente cuesta vidas humanas y ocasiona sufrimientos dolorosos a nuestros ciudadanos.

Numerosos equipos de diagnóstico y medicamentos vitales no son asequibles para nuestros enfermos aunque procedan de Europa o Japón, u otro país, si utilizan algunos componentes o programas de Estados Unidos.

Las restricciones relacionadas con Cuba deben aplicarse por las empresas de Estados Unidos que producen bienes o prestan servicios en cualquier parte del mundo en virtud de la extraterritorialidad.

Un influyente senador republicano, Richard Lugar, varios más de su partido con igual título en el Congreso, y otro número de importantes senadores demócratas son partidarios de eliminar el bloqueo. Están creadas las condiciones para que Obama emplee su talento en una política constructiva que ponga fin a la que ha fracasado durante casi medio siglo.

Por otro lado, nuestro país que ha resistido y está dispuesto a resistir lo que sea necesario, no culpa a Obama de las atrocidades cometidas por otros gobiernos de Estados Unidos. No cuestiona tampoco su sinceridad y sus deseos de cambiar la política y la imagen de Estados Unidos. Comprende que libró una batalla muy difícil para ser electo, a pesar de prejuicios centenarios.

Partiendo de esa realidad, el Presidente del Consejo de Estado de Cuba expresó su disposición a dialogar con Obama y, sobre la base del más estricto respeto a la soberanía, normalizar las relaciones con Estados Unidos.

A las 2 y 30 de la tarde el jefe de la Oficina de Intereses de Cuba en Washington, Jorge Bolaños, fue citado por el subsecretario de Estado, Tomas Shannon, al Departamento de Estado. Nada de lo que conversó era diferente de lo señalado por la CNN.

A las 3 y 15 p.m. se inició una larga conferencia de prensa. La esencia de lo que allí se dijo está contenida en las palabras textuales del asesor presidencial para América Latina, Dan Restrepo, quien declaró:

"Hoy el presidente Obama ha ordenado que se tomen ciertas medidas, ciertos pasos, para extender la mano al pueblo cubano, para apoyar su deseo de vivir con respeto a los derechos humanos y para poder determinar su destino propio y el destino de su país.

"El presidente ha dado instrucciones a los secretarios de Estado, Comercio y Tesoro, para que pongan en marcha las acciones necesarias para eliminar todas las restricciones a individuos para que puedan visitar a sus familiares en la isla y mandar remesas. Además ha dado instrucciones para que se tomen pasos para permitir el flujo libre de información entre el pueblo cubano y entre quienes están en Cuba y el resto del mundo, y para facilitar la entrega de recursos humanitarios enviados directamente al pueblo cubano.

"Al tomar estas medidas para ayudar a cerrar la brecha entre familias cubanas divididas y promover el flujo libre de información y artículos de ayuda humanitaria para el pueblo cubano, el presidente Obama está esforzándose por cumplir los objetivos que fijó durante la campaña y desde que asumió el cargo.

"Todos aquellos que creen en los valores democráticos básicos anhelan una Cuba que respete los derechos humanos, políticos, económicos, básicos, de todo su pueblo. El presidente Obama considera que estas medidas ayudarán a hacer realidad ese objetivo. El presidente alienta a todos quienes comparten este deseo que sigan comprometidos a su firme apoyo para el pueblo cubano.

"Gracias."

Al finalizar la conferencia el asesor confesó con franqueza: "Todo se hace por la libertad de Cuba."

Cuba no aplaude las mal llamadas Cumbres de las Américas, donde nuestros países no discuten en igualdad de condiciones. Si de algo sirvieran, sería para hacer análisis críticos de políticas que dividen nuestros pueblos, saquean nuestros recursos y obstaculizan nuestro desarrollo.

Ahora solo falta que Obama persuada allí a todos los presidentes latinoamericanos que el bloqueo es inofensivo.

Cuba ha resistido y resistirá. No extenderá jamás sus manos pidiendo limosnas. Seguirá adelante con la frente en alto, cooperando con los pueblos hermanos de América Latina y el Caribe, haya o no Cumbres de las Américas, presida o no Obama los Estados Unidos, un hombre o una mujer, un ciudadano blanco o un ciudadano negro.

Fidel Castro Ruz
Abril 13 de 2009
6 y 12 p.m.

 

 

 

Días que no pueden ser olvidados

(Tomado de CubaDebate)

Hace 48 años, fuerzas mercenarias al servicio de una potencia extranjera invadieron a su propia patria, escoltadas  por la escuadra de Estados Unidos, incluido un portaaviones y decenas de aviones de ataque. Esa fecha no puede ser olvidada. La gran potencia del norte puede aplicarle la misma receta a cualquier país latinoamericano. Ya ocurrió muchas veces a lo largo de la historia en nuestro hemisferio ¿Existe alguna declaración donde se prometa que nunca más se va a repetir tal acción de forma directa o a través de los propios ejércitos, como ocurrió en República Dominicana, Panamá, Guatemala, Chile, Argentina, Venezuela y otros países?

El artero y sorpresivo ataque de Girón nos costó más de 150 vidas y centenares de heridos graves. Nos gustaría escuchar alguna autocrítica del poderoso país y la garantía de que nunca volverá a producirse en nuestro hemisferio.

Ayer 13 de abril se cumplió el séptimo aniversario del fallido golpe de estado contra la Revolución en Venezuela.

Por el bien de la democracia y los derechos humanos, hace falta una voz que desde Washington nos diga que la Escuela de las Américas, especializada en golpes de Estado y torturas, será cerrada para siempre.

No podemos olvidar que en abril todavía gobierna en El Salvador el líder de ARENA, aliado oligárquico de Bush en el genocidio de Iraq. En un millón de vidas humanas sacrificadas, hay suficiente sangre para ahogar a todos los cómplices.

¿Acaso ofendo al recordar esto, o está también prohibido, en nombre de la decencia, la ingenuidad y la complicidad mencionar el tema?

La medida de aliviar las restricciones a los viajes en sí es positiva, aunque mínima. Hacen falta otras muchas, incluida la eliminación de la Ley asesina de Ajuste Cubano, que se aplica exclusivamente a nuestro país en el mundo. Nos gustaría que se respondiera a la pregunta de si los privilegios migratorios utilizados para combatir la Revolución Cubana y despojarla de recursos humanos se concederán también a todos los latinoamericanos y caribeños. Pero todo en Puerto España será secreto. Prohibido escuchar el debate y los pronunciamientos de los jefes de Estado y de Gobierno. De todas formas se sabrá lo que cada uno de ellos expresó.

No deseamos lastimar a Obama en lo más mínimo, pero él será presidente durante uno o dos períodos. No tiene responsabilidad con lo ocurrido y estoy seguro de que no cometería las atrocidades de Bush. Tras él, sin embargo, puede venir otro igual o peor que su antecesor. Los hombres pasan;  los pueblos perduran.

Existen otros problemas gravísimos como el cambio climático, y el Presidente actual de Estados Unidos ha decidido cooperar en ese problema vital para la humanidad. Debemos reconocerlo.

Por hoy basta. No deseo añadir una palabra más.

Fidel Castro Ruz

Abril 14 de 2009

11 y 15 a.m.



Fuente: CubaLibreDigital/LPP ilustra


Cuba y las irreflexiones del Coma-Andante...



Fidel Castro minimiza a medidas de Obama y reclama el fin de la Ley de Ajuste Cubano

EFE/LA HABANA

El líder cubano Fidel Castro reconoció este martes que "es positiva'' la decisión del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, de eliminar las restricciones a los viajes de los cubanoamericanos a la isla, pero añadió que es "mínima'' y que hacen falta "otras muchas'' medidas.

En su segundo artículo difundido por medios oficiales en menos de 24 horas, Castro reclamó, entre otros puntos, el fin de la Ley de Ajuste Cubano (CAA), que permite a los ciudadanos de la isla que llegan a Estados Unidos regularizar su situación cuando pisan ese país, así como una disculpa de Washington por la invasión de Bahía Cochinos de 1961.

Obama ordenó el lunes que se levanten cuanto antes las restricciones a los viajes de los estadounidenses con familiares en la isla, así como a los envíos de remesas a Cuba.

Además, anunció medidas para facilitar las comunicaciones con la isla y un llamamiento público al Gobierno de La Habana para que no interfiera en los envíos.

Doce horas después de referirse en un primer artículo sobre el tema, en el que afirmó que ‘‘Cuba ha resistido y resistirá'', y que "jamás'' pedirá "limosna'', Fidel Castro dijo que la decisión de acabar las restricciones "es en sí positiva, aunque mínima'', mientras el gobierno que preside su hermano Raúl guarda silencio oficial.

"Hacen falta otras muchas, incluida la eliminación de la Ley asesina de Ajuste Cubano, que se aplica exclusivamente a nuestro país en el mundo'', señaló el ex presidente de 82 años, que no aparece en público desde julio de 2006 por una enfermedad intestinal.

"No deseamos lastimar a Obama en lo más mínimo, pero él será presidente durante uno o dos períodos. No tiene responsabilidad con lo ocurrido y estoy seguro de que no cometería las atrocidades de [el anterior presidente, George W.] Bush. Tras él, sin embargo, puede venir otro igual o peor que su antecesor. Los hombres pasan; los pueblos perduran'', agregó.

El líder cubano elogió a Obama y dijo que "existen otros problemas gravísimos'', como el cambio climático, en los que el presidente estadounidense ha decidido cooperar.

"Debemos reconocerlo'', añadió el aún primer secretario del gobernante Partido Comunista.

No obstante, Castro recordó el 48 aniversario de la invasión de Bahía de Cochinos, en 1961, en el litoral sur de la provincia de Matanzas, en el centro-oeste de la isla.

Unos 1.500 exiliados y mercenarios cubanos financiados y entrenados por Estados Unidos desembarcaron el 17 de abril de aquel año y fueron derrotados dos días después.

"Esa fecha no puede ser olvidada. La gran potencia del norte puede aplicarle la misma receta a cualquier país latinoamericano. Ya ocurrió muchas veces a lo largo de la historia en nuestro hemisferio'', escribió el ex gobernante.

"Nos gustaría escuchar alguna autocrítica del poderoso país y la garantía de que nunca volverá a producirse en nuestro hemisferio'', agregó Castro.

El ex gobernante también recordó el séptimo aniversario del intento de golpe de Estado en Venezuela y dijo que "por el bien de la democracia y los derechos humanos, hace falta una voz que desde Washington nos diga que la Escuela de las Américas, especializada en golpes de Estado y torturas, será cerrada para siempre''.

"¿Acaso ofendo al recordar esto, o está también prohibido, en nombre de la decencia, la ingenuidad y la complicidad mencionar el tema?", inquirió el líder cubano.

Castro se preguntó, además, si los beneficios de la CAA, utilizada para "combatir la revolución cubana y despojarla de recursos humanos''--según dijo--, se concederán también a todos los latinoamericanos y caribeños.

Los dos artículos de Castro en 12 horas han sido hasta ahora la única reacción de Cuba a la decisión de Obama, que fue acogida en la isla con alegría casi unánime por la población.

En un inusual tratamiento informativo, la televisión estatal cubana se refirió brevemente el lunes en la noche a la decisión de Washington, al igual que otros medios informativos de la isla, todos oficiales, que reproducen también las "Reflexiones del Compañero Fidel''.

Fuente:Agencias

Fidel Castro no quiere escuchar el 'infame' nombre de la OEA

LA HABANA (Reuters) - El ex presidente cubano Fidel Castro dijo el martes que Cuba no quiere ni oír el 'infame' nombre de la Organización de Estados Americanos, antes de la Cumbre de las Américas en la que algunos líderes de la región podrían abordar el reingreso de la isla al organismo.
Reuters. 15.04.2009 - 07:46h

Castro, de 82 años y alejado de la mirada pública desde que enfermó hace casi tres años, respondió así a recientes comentarios del jefe de la OEA, José Miguel Insulza, acerca de que la isla debe expresar su compromiso con la democracia si quiere regresar a la institución.

'La OEA tiene una historia que recoge toda la basura de 60 años de traición a los pueblos de América Latina', escribió Castro en la página web oficial www.cubadebate.cu.

Cuba fue suspendida de la OEA en 1962 por presiones de Estados Unidos en medio de la Guerra Fría.

'(José Miguel) Insulza afirma que para entrar en la OEA, Cuba tiene primero que ser aceptada por la institución. Él sabe que nosotros no queremos ni siquiera escuchar el infame nombre de esa institución', agregó el líder cubano.

El artículo, que titula '¿Tiene la OEA derecho a existir?', es el tercero que publica Castro en las últimas 24 horas.

'Nos ofende incluso, al suponer que estamos deseosos de ingresar en la OEA. El tren ha pasado hace rato, e Insulza no se ha enterado todavía', escribió el ex presidente.

En la Cumbre de las Américas que comienza el viernes varios líderes latinoamericanos propondrán el retorno de Cuba a los foros hemisféricos y exigirán el levantamiento del embargo comercial que aplica Estados Unidos a La Habana desde hace 47 años.

'Algún día muchos países pedirán perdón por haber pertenecido a ella (OEA)', agregó Castro en el texto.

Varios líderes de la zona, como el presidente venezolano Hugo Chávez, principal aliado de Cuba, han cuestionado la ausencia de la isla de la Cumbre de Trinidad y Tobago, en la que estarán representados más de 30 países de América Latina y el Caribe y a la que asistirá el presidente estadounidense, Barack Obama.

El Gobierno de Obama anunció el lunes la liberalización de los viajes familiares de cubano-estadounidenses a la isla, el envío de remesas y la autorización a empresas estadounidenses de telecomunicaciones para que hagan negocios con Cuba.

Las medidas de Obama marcan un cambio radical respecto a la política de confrontación del anterior presidente, George W. Bush. Sin embargo, miembros de su Gobierno han señalado que no quieren que el espinoso tema de Cuba domine la Cumbre de las Américas.

En dos artículos anteriores publicados entre el lunes y el martes, Castro dijo que la medida de Obama es 'positiva' pero 'mínima' y aseguró que la isla 'no extenderá jamás sus manos pidiendo limosnas'.

Fidel Castro no tiene un cargo en el ejecutivo de su hermano Raúl, que le sustituyó en la presidencia de Cuba hace poco más de un año. Sin embargo, se le consultan las principales decisiones de Estado.

Cuba y el Exilio Combatiente...


El Exilio dividido por la liberacion de viajes a la isla

LAURA FIGUEROA y LUISA YANEZ
El levantamiento de las restricciones a los viajes a Cuba por parte del presidente Barack Obama ha despertado fuertes intercambios ideológicos en Miami-Dade entre los exilados de la Vieja Guardia y los llegados más recientemente que estuvieron a favor del cambio.

En el corazón del debate está la idea misma de lo que significa ser un "exiliado'' cubano.

Debido a que los cubanos reciben asilo en EEUU basándose en la premisa de la persecución política en la isla, algunos preguntan si los cubanos deberían regresar a visitar a sus parientes en la isla, trayéndoles dinero que ayudará a apoyar el régimen mismo del cual huyeron.

Miembros airados del grupo del "exilio histórico'' --cubanos que comenzaron a llegar a Estados Unidos después de la revolución de 1959 de Fidel Castro-- han llegado a sugerir que ellos están a favor de acabar con la Ley de Ajuste Cubano de 1966, la herramienta que les ofreció tanto a ellos como a los que siguieron un estatus legal en base a la suposición de la persecución política.

En la radio y la televisión en español, en que los sentimientos de la comunidad se expresan abiertamente, ambos lados fueron el martes desde los comentarios corteses hasta los ataques abiertos.

"Después de todo lo que hemos hecho para ayudar a sacar a otros cubanos de ese infierno, y que ellos lleguen aquí y empiecen a apoyar esta medida para que ellos puedan regresar de visita, es imperdonable'', dijo un oyente colérico que llamó a Radio Mambí. "Son unos traidores''.

Pocos minutos más tarde, otro oyente llamó para responderle: "¡Ustedes los cubanos que llevan mucho tiempo aquí son una partida de dinosaurios! Ustedes no van a ganar. ¡Dense por vencidos!'' Incluso en Marazul Charters, adonde vinieron cubanos a reservar vuelos directos a la isla y a renovar sus pasaportes cubanos, existían diferencias de opinión sobre si los exiliados deberían viajar de vuelta a la isla.

Para recién llegados como Yarleni Echevarría y su hija Amanda Castillo, quienes vinieron de Pinar del Río hace apenas dos años, el plan de Obama es una idea merecedora de elogios apasionados.

La familia está planeando un viaje a Cuba en junio y les entusiasma la idea de no tener restricciones en lo que pueden llevarle a sus familiares.

"No es una cuestión política, es una cuestión de derechos humanos'', dijo Echevarría en la oficina. "Si la gente allá no tiene nada, y uno puede llevarles cosas, yo creo que uno debe tener el derecho a hacerlo''.

Pero hay otros, como Mario Fiarro, de 61 años, quien salió de Cuba hace 15 años como preso político.

El hojeó su pasaporte azul cubano, orgulloso de mostrar que no tiene cuños de entrada a Cuba.

"Yo salí como preso político, ¿por qué iba a regresar allí?", dijo Fiarro. "Eso sería como una bofetada al país que me dejó entrar''.

Fiarro dijo que levantar las restricciones a los viajes no traerá consigo el triunfo de la democracia, sino que permitirá al gobierno cubano beneficiarse de los dólares del turismo --una creencia que comparten muchos cubanos de cierta edad.

Sirviendo de árbitro entre los sentimientos heridos de ambos bandos estaba el martes la comentadora radial Ninoska Pérez Castellón, quien dijo que la erradicación de las restricciones de viaje para los cubanoamericanos ha atormentado a su audiencia, que expresa opiniones diferentes en dependencia de cuándo llegaron.

En su programa radial Ninoska en Mambí y su programa de TV Ultima Palabra en GenTV, Pérez se refirió a un tema mencionado en muchas llamadas: el futuro de la Ley de Ajuste Cubano.

"Esto es un privilegio que se nos dio a los cubanos debido a nuestra situación pero ¿se puede mantener honestamente si los cubanos pueden ir y venir a su país cada vez que quieren? ¿Para qué hace falta?", preguntó. "Otros latinoamericanos también se están haciendo esa pregunta. Obama ha perjudicado el espirítu de la ley''.

En algunos círculos del Congreso de EEUU ya se está hablando de liquidar la ley. La ley, sólo para cubanos, fue patrocinada por el senador Edward Kennedy en el primer año de los Vuelos de la Libertad para ayudar el procesamiento de miles de refugiados que huían de la isla.

Es la época en que llegó de Cuba lo que determina la posición de un cubano sobre los viajes, dijo Eugene Rothe, un profesor de la Universidad Internacional de la Florida que ha escrito estudios sobre la pscicología de los exiliados cubanos.

Los exiliados más viejos ven el relajamiento en los viajes como una concesión a los hermanos Castro, sus archi-enemigos. Para ellos, regresar es una traición a y una concesión a la Cuba comunista.

"Es la idea de que los malos --los hermanos Castro-- han vuelto a ganar. Eso pone en entredicho su creencia judeo-cristiana de que, con el tiempo, los malos son castigados y los buenos ganan. A ellos les parece que los malos sigue ganando'', dijo Rothe.

Los viejos cubanos tienen lo que Rothe califica de "una pena no resuelta'' por lo que dejaron atrás. A su juicio, los que han llegado más recientemente tienen una visión de Cuba "más actualizada''.

Joe García, antiguo jefe del Partido Demócrata de Miami-Dade, que ayudó al gobierno de Obama a formular la política de viaje, dijo que el cambio era necesario.

"Comprendo que la gente esté molesta'', dijo. "Pero ésta fue una política fracasada que sólo mantiene separadas a las familias. No tiene sentido seguir haciendo algo que no funciona''.

Y sugerir que la Ley de Ajuste Cubano debería de terminar sería erróneo, dijo.

"Sería perjudicar a su propio pueblo. Es una locura'', dijo.

Francisco "Pepe'' Hernández, presidente de la Fundación Nacional Cubano Americana, que en otra época tuvo una posición de no viajar a Cuba, ahora ha cambiado. Hernández apoya la medida de Obama según dijo en un programa de TV ayer por la mañana que recibió muchas llamadas de apoyo.

"Sé que hay resistencia entre miembros del exilio histórico pero esto no es nada radical. No creo que vaya a crear una división entre los cubanos, como piensan algunos'', afirmó.

"Los cubanos quieren la familia. Lo que Obama ha hecho es no hacer que EEUU haga como Cuba, un país que separa las familias''.

Fuente: ENH/LPP ilustra

Cuba :Obama Opens Door to Cuba, but Only a Crack...

Obama Opens Door to Cuba, but Only a Crack

Tomas van Houtryve

Pictures of Che Guevara, Fidel Castro and Camilo Cienfuegos adorn an apartment in Old Havana. The United States trade embargo on Cuba remains intact.


Published: April 14, 2009

WASHINGTON — In abandoning longstanding restrictions on the ability of Cuban-Americans to visit and send money to family members on the island, President Obama demonstrated Monday that he was willing to open the door toward greater engagement withCuba — but at this point, only a crack.

Tomas van Houtryve

A schoolboy and a man on the outskirts of Casablanca, Cuba. Decades of United States policy has not toppled the Castros.

Readers' Comments

Readers shared their thoughts on this article.

The announcement represents the most significant shift in United States policy toward Cuba in decades, and it is a reversal of the hard line taken by former President George W. Bush. It comes as Mr. Obama is preparing to meet later this week in Trinidad and Tobago with Latin American leaders, who want him to normalize relations with Cuba and its leader, Raúl Castro.

Fidel Castro, the former Cuban president, responded in a column published later on Monday that the easing of restrictions did not go far enough and that real change in relations would only come if Washington lifted its long-standing trade embargo.

Mr. Castro’s response appeared on the Web site of Granma, the official newspaper of the Cuban Communist Party. “Of the blockade, which is the cruelest of the measures, not a word was said,,” he wrote.

He added: “The conditions are in place for Obama to use his talent in a constructive policy that ends something that has failed for nearly half a century.” The White House made clear on Monday that Mr. Obama, who campaigned on improving relations with Cuba, was not willing to go as far as normalizing relations, at least not yet. Rather, the steps he took were modest, reflecting the complicated domestic politics around Cuba and the unpredictability of the Cuban response.

This volatility on both sides of the Florida Straits has bedeviled every president since Kennedy, and even Mr. Obama, who has vowed to make greater use of diplomacy with enemies as well as allies, seems to have recognized the threat.

Instead of lifting the trade embargo with Cuba, enacted in the 1960s in an unsuccessful attempt to force a change in government after Fidel Castro came to power, Mr. Obama is using his executive power to repeal Mr. Bush’s tight restrictions and the looser restrictions under President Bill Clinton so that Cuban-Americans can now visit Cuba as frequently as they like and send gifts and as much money as they want, as long as the recipients are not senior government or Communist Party officials.

Mr. Obama is also allowing telecommunications companies to pursue licensing agreements in Cuba, in an attempt to open up communications there by increasing access to cellphones and satellite television. In a sign that the Cuba issue is a delicate one, the president left it to senior aides to explain his decision.

“This is a step to extend a hand to the Cuban people, in support of their desire to determine their own future,” Dan Restrepo, the senior director for Western Hemisphere affairs at theNational Security Council, said in announcing the move. “It’s very important to help open up space, so the Cuban people can work on the kind of grass-roots democracy that is necessary to move Cuba to a better future.”

In a sense, the policy shift is an admission that a half-century of American policy aimed at trying to push the Castros out of power has not worked — as the Cuban American National Foundation, the most powerful lobbying group for Cuban exiles in Miami, conceded last week. Cuba policy experts characterized Mr. Obama’s moves as important humanitarian steps but said they still left open the broader question of how the United States and Cuba plan to engage in the future.

The State Department has said it was reviewing American policy toward Cuba, and Mr. Restrepo said the policy was not “frozen in time today” — a suggestion, some Cuba experts said, that the White House is laying a foundation for more far-reaching change.

“We really don’t know yet what he’s got in mind for the long term,” said Sarah Stephens of the Center for Democracy in the Americas, which advocates a further loosening of the restrictions. She said the administration may be trying to take “baby steps toward building confidence” by letting the Cuban exile community in Miami, which has traditionally opposed any softening of American policy, get used to the idea.

Mr. Obama is also facing pressure from Capitol Hill. The House and the Senate are considering legislation that would lift travel restrictions to Cuba for all Americans, not just those with family in Cuba. And some experts, like Philip Peters, a Cuba specialist and vice president at the Lexington Institute, a policy research center, argue that a president who is willing to engage Iran and Syria ought to be willing to engage Cuba.

“This is a narrow set of measures,” Mr. Peters said. “It doesn’t at all get at the issue of broader contact between American society and Cuban society, and it leaves us in kind of an odd situation where one ethnic group has an unlimited right to travel to Cuba and the rest of us are under these cold war regulations.”

Those who still support the Bush hard line denounced the decision. The Cuban government charges hefty fees on remittances, and critics like Representatives Mario and Lincoln Diaz-Balart, Florida Republicans and brothers who are Cuban-Americans, said Mr. Obama was making a “serious mistake” that would effectively put millions of dollars into the hands of the Castro regime.

Yet those old animosities are giving way to an emerging interest in dialogue that is working in Mr. Obama’s favor, both in Washington and Florida.

In Miami, the conservative old guard could still be found. On Radio, a Spanish-language station that often acts as a megaphone for Cuban-American conservatives, Ninoska Pérez Castellón, a popular host, echoed the concerns of the Diaz-Balarts. At Latin Café 2000 in Hialeah, Fla., José Soberón, 71, said he would never consider sending money or visiting the island he left years ago.

But such opinions are no longer as dominant, especially among younger Cubans like Virgiro Lopez, 31, who said that while his entire family had left Cuba, he supported Mr. Obama’s plan as a way to “help bring a spirit within the people to fight for themselves.”

Francisco J. Hernandez, the president of the Cuban American National Foundation, said the new policy would “help the Cuban people to become protagonists of the changes in Cuba.”

Sheryl Gay Stolberg reported from Washington, and Damien Cave from Miami. Yolanne Almanzar contributed reporting from Miami.

Cuba entre dientes...


We are able to do...

By Ernesto Escudero

I have seen good news and bad news in these last days. Apparently the life is a surprise, where will be met with the stranger and day by day with something new. The Sacred Week softly behind, and like we saw  in Cuba, and specially in Havana, the presence of the church followed and their  parade for the streets of the old city with faith, and giving thanks to them by having Jesus resurrect, and could see in fact what this passing in the Island after fifty years of communism repression. The penury and the poverty increased by a system that  do not work in europe and never gone work in the Caribbean.

We have listened to very sad news, with respect to the Dissidents, those men and women that they margin for the regime, and as  to their solution Woe  necessities have had to leave in  hunger strike, sacrificing to the health but making to shine their ideas, and the Oppressor demostraring them,  the  demostration of unjustice to their petitions. Brave work and noble desire of seeing to a different country without the constant monotony of the slavery. But the regime has not listened to their petitions, and they have been ignored,  equal the regime has ignored the men and women that  could in order to live in Freedom and peacefulness has to rush to the Caribeean Sea in search of the salvation of their lives.

I listen to voices of youth that look for their missing parents in the sea. I look at to the tears of the women that their husbands caught by the waves of the sea salted and they  have not found their bodies. Mothers that have died to drown them  by giving  their children a better well-being,  without fortune but they have not found it. Children that there is been split  of their parents, to be with that divides them. Suffering, pain, anguish, longing , all a series of bad events have had to support the family for a  rotten social , Paralyzed and ambitious process or personnel plan, as used instrument  and the noble feeling of their children. The regime have penetrated to the minds of the minor,  the poison sowed  between siblings, Jails to convict  innocents childrens of the motherland, and the shooting  the wall again to the poor  heroes of sacred ideals. All this pain come from the devil cruel, murdurer and liar, that under the olive green uniform and the Russian  boot continuous running over my town, my Havana city,  Cuba my country, bud however, a ray of light appears Obama, like come from the sky , and the whole hope finds it in their arrival.

But in order to arrive to a social change we needed our good intentions besides the  intentiones of the Obama President. We are the Cubans who we  should have to continue saying it to the deaf, the necessity of social change. To continue saying to the envious and resentful that they better change their attitudes and that they erase  poverty of spirit and to give with Us to keep well  for the happiness  of our country. We are to to called to the gentiles to help us to untangle the SEAF in order to liberate the slaves. We are to telling to to the selfish that they need to unite and to the good God  to change their behaviors . We are will put the final grain on the earth to receive the new life.

Jesus Christ has seen it. He has listened to the cries and the anguish of the poor, and he appreciated with their Felling and greatness with which they suffer, and Jesus   have  traveled for the streets and we already  have their message. "We are able to do!"...