Friday, May 8, 2009

Cuba : Opiniones...


FRACTURA 


Por Julio Aleaga Pesant
Periodista Independiente
Ciudad de La Habana
Cubanet 
José F. Sánchez
Analista
Director
Dept de Investigaciones
La Nueva Cuba
Mayo 4, 2009


Washington se anotó su primer éxito político sobre la dictadura militar. Puso en evidencia la fractura del sistema. Entre bambalinas, los analistas sugerían la dicotomía presidencial entre Raúl Castro y José Machado por un lado, y los fieles a Fidel Castro, por el otro. Pero tangible no había nada. Más allá del rechazo del ex Comandante en Jefe, al levantamiento de las sanciones de la Unión Europea y alguna que otra escaramuza, no existían argumentos concretos sobre las desavenencias.

La “reflexión” donde Fidel Castro consideró hipócrita el levantamiento de las sanciones europeas, no fue publicada en el periódico Granma, sólo en el portal de internet Cubadebate. A partir de ese incidente, sus reflexiones comenzaron a publicarse primero en el portal web, inaccesible para la inmensa mayoría de los cubanos, y luego de la censura, en los diarios de circulación nacional.

Una inflexión importante fue el 3 de marzo, cuando el tándem Raúl Castro y Machado barrieron a los más importantes funcionarios de la era de Fidel, cuando retiraron a 14 jerarcas, entre ellos los responsables de la política exterior, Felipe Pérez y Fernando Remires, al principal jefe económico, Carlos Lage, al jefe de la Batalla de Ideas, Otto Rivero, y a Carlos Valenciaga.

El momento de la crisis llegó el 13 de abril con el levantamiento de un grupo de medidas que limitaban la frecuencia de las visitas de los cubanoamericanos a la isla a un período de 3 años, y el envió de remesas. Pero la definición vino dos días más tarde con la Cumbre del Alba en Cumaná, Venezuela, donde Raúl Castro, víctima de “incontinencia verbal”, apuntó su disposición a negociar sin condiciones con los norteamericanos.

Sus palabras no trascendieron porque nadie las creyó, excepto el grupo negociador norteamericano, que estaba listo para oírlas, señalarlas y subrayarlas. Le tomaron la palabra y mostraron su disposición al dialogo. Las expresiones de la Secretaria de Estado y del Presidente Obama, pulsando las palabras del General, hicieron sonar la alarma en los grupos cercanos a Fidel Castro, quien salió a decantar y reinterpretar lo dicho por su hermano en una “reflexión” hecha pública el miércoles 22 de abril.

Como parte de esa estrategia, ese mismo día sentó a Daniel Ortega en el programa Mesa Redonda, donde atacó al gobierno de los Estados Unidos. El contragolpe fue el jueves 23 en ese mismo espacio. Se repitieron las imágenes de Cumaná, donde el General expresaba su disposición a negociar con los Estados Unidos.

Las noticias de la fractura en la elite política comunista aparecieron en los medios internacionales y los desmentidos, en el Comité Central y en la oficina del caudillo. Pero el mal estaba hecho. La fractura estaba al descubierto. La burocracia nativa tenderá a decantarse, y nacerán las fuerzas centrifugas que sustituyan el sistema.

Fuente: La Nueva Cuba

Cuba : Siguen cayendo ministros...

Siguen cayendo ministros

Relevan a ministro de Educación Superior cubano

Cubamatinal/ El presidente Raúl Castro designó el jueves a alto dirigente comunista Miguel Díaz Canel como ministro de Educación Superior en sustitución de Juan Vela Valdés.

La Habana, 8 de mayo/ AP/ Una nota oficial difundida por la televisión cubana y la Agencia de Información Nacional (AIN) dio cuenta del cambio de Valdés a quien se le reconoció "el esfuerzo realizado en esa labor", a la que se dedicó después de años de fungir como rector de la Universidad de La Habana.

Díaz Canel, ingeniero electrónico de profesión, había sido licenciado recientemente de su tarea como secretario del Partido Comunista en la oriental provincia de Holguín y es miembro del Buró Político del Comité Central de ese organismo.

Durante muchos años se desempeñó como funcionario de la Unión de Jóvenes Comunistas.

No se indicó si Valdés tomará un nuevo cargo.

Cuba : Apoyan opositores al Parlamento Europeo por pedirle a Cuba que respete los DDHH...

Apoyan opositores al Parlamento Europeo por pedirle a Cuba que respete los DDHH
Juan Carlos González Leiva, disidente cubano 


(Radio Martí) - Opositores pacíficos cubanos manifestaron su apoyo a la decisión del Parlamento Europeo de instar a La Habana a que respete los pactos internacionales de derechos humanos. 

La Eurocámara señala en su informe anual que Cuba suscribió en Febrero de 2008 el Pacto Internacional sobre Derechos Civles y Políticos y el Pacto Internacional sobre Derechos Económicos, Sociales y Culturales. Los eurodiputados le piden al régimen de la Habana que respete los derechos protegidos en los tratados que firmó.

Desde Cuba, el abogado independiente, Juan Carlos González Leiva, reiteró que no es secreto que en la isla el régimen viola constantemente los derechos civiles y políticos del pueblo, y apoyó al Parlamento Europeo en su iniciativa.

Alfredo Jacomino tiene más reacciones desde la Isla.

Fuente: Radio/TV Martí

Cuba : Milán Kundera...

ACERCA DE KUNDERA, Luís Cino


Arroyo Naranjo, La Habana, mayo 7 de 2009 (SDP) Hace varios días, un grupo de escritores, periodistas independientes y líderes opositores, nos reunimos en la embajada de la República Checa para celebrar los 80 años del natalicio de Milán Kundera. En el debate sobre su obra, afloró la cuestión de si el más universal de los escritores checos, que vive en Francia desde hace casi 40 años, escribe en francés y se niega rotundamente a que traduzcan sus libros a su idioma natal, puede ser considerado un escritor checo. Pero lo que es peor: se discutió si es cierta o no la afirmación de que Kundera, en sus tiempos de estudiante miembro de la Juventud Comunista, delató a un emigrado a la policía política.

Por distintas razones, salí de la reunión con una mezcla de dudas y sentimientos encontrados. Confieso que soy de los que prefieren (y necesita) creer que Kundera es inocente de tales imputaciones. En todo caso, sabemos, luego de demasiadas tristes experiencias, que las dictaduras totalitarias son absolutamente culpables de todo lo que sucede en sus entrañas torcidas, a las que vamos a parar como engullidos por el Leviatán.

Mi primer encuentro con un libro de Kundera (y también con los de Solshenitzin y Bulgakov) fue en el templo underground de Mayito, a mediados de los 70. Luego, casi todos me los prestó Waldo. Años después, pude leer los que me faltaban gracias a la biblioteca independiente (tan surtida como el sombrero de un mago) de Gisela Delgado. En todos los casos, los libros eran editados en España, te recomendaban que no los exhibieras por la calle y había plazos perentorios para su lectura porque había otros que esperaban.

Para ser sinceros, lo que Kundera narraba de la vida bajo el comunismo era harto sabido para nosotros. Tanto que a veces nos reconocíamos en algunos de sus personajes, incluso muchos años antes que nos viéramos en situaciones similares. La cuestión estaba en el modo de narrar del escritor checo, en su filosofar sobre las cosas que constituían nuestra amarga cotidianidad. Los aspirantes a escritores nos retorcíamos de envidia y ansiedad. Disponíamos de vivencias parecidas y no éramos capaces de escribir así.

¿O es que los chivatos y segurosos precisaban hablar en ruso o en algún idioma de Europa Oriental para ser peores y más creíbles villanos literarios? ¿Sería obligatoria la nieve para dar tintes más deprimentes a los cañaverales de Matanzas, una apestosa barraca en Guane, un calabozo de La Víbora o la guardia nocturna tras la alambrada de una unidad militar al sur de La Habana?

¿Acaso duele más la confesión de tu novia que deja de ser la novia de un desviado ideológico por orientaciones de “los compañeros del Comité de Base de la Juventud Comunista” a la sombra de un viejo y ruinoso castillo moravo que en el muro del Malecón?

¿Y qué hay de los amigos de la beca con los que lo compartías todo y que se delataban unos a otros con entusiasmo (nos enseñaron desde pequeños que era nuestro deber) en las asambleas de análisis de grupo? Ellos sabían todo sobre ti…Las muchachas que ligabas, con quien te reunías, si leías libros prohibidos y revistas extranjeras, preferías la música americana, conocías a maricones, o cometías la osadía de escribir cartas a familiares en Miami.... ¿Cómo no saberlo todo si compartíamos la ropa, el hambre, los cigarros y hasta el exiguo chorro de la ducha cuando quitaban el agua y nos quedábamos enjabonados?

En un dormitorio estudiantil similar se pudo producir o no, en 1950, la delación de Kundera. Estaba reciente la instauración por el Ejército Rojo de la democracia popular en Checoslovaquia. Cualquier joven militante comunista creía su deber la defensa del estado proletario contra los enemigos de clase…

Prefiero pensar que alguien (como un personaje salido de sus primeras novelas), quiso vengarse de Kundera por algún oscuro motivo e inventó la historia de la delación. Algo de cierto debe haber tenido a mano. El odio puso el resto. O puede que efectivamente el joven Kundera delatara. Bajo este tipo de regímenes, todos somos culpables, en mayor o menor grado, de las sociedades en que ¿vivimos? Parece inevitable que cuando se abren los archivos de la policía política, aparezcan siempre muchas feas sorpresas.

Milán Kundera, culpable o inocente, aún no termina de huir del pasado. La mayoría de sus lectores, advertidos de los horrores del comunismo, hace tiempo que lo absolvimos.

luicino2004@yahoo.com

Cuba : Por Humberto López Nuñez...

EL POPULISMO, BANDERA DE LOS INESTABLES

Por Humberto López Nuñez

América Latina siempre ha sido un sub-Continente en erupción social. Trazando líneas nacionales, las condiciones varían, resultando más evidentes de un pais al otro. La raiz de la inestabilidad política, económica y social radican en la pobreza, el limitado acceso a la educación, la corrupción local, y en menor grado, la explotación extranjera.

La conjugación de estas circunstancias humanas conducen a la desesperanza, la desesperación, la desconfianza, el repudio y el odio a las instituciones establecidas, los políticos, los capitalistas y al extranjero inversionista. Todos estos factores son el caldo de cultivo para los políticos inescrupulosos, que manipulan y abanderan proclamadas conquistas sociales, cuyo único objetivo es obtener el poder político,  continuando el ciclo degenerativo.

Los Partidos populistas generalmente del espectro político izquierdista, excluyendo contadas excepciones de periodos interrumpidos de la historia, han capitalizado con las palpables y genuinas aspiraciones de los pueblos latino americanos.

La llegada al poder en Enero del 59 de los guerrilleros en Cuba, marcó un hito estratégico a imitar. Los Partidos de izquierda bebieron las aguas de una revolución que se proclamaba democrática y defensora de la justicia social. Los movimientos revolucionarios en América Latina nacieron y se lanzaron a la lucha guerrillera, fomentados por la incipiente tiranía totalitaria cubana. Habían bebido agua y fervor combativo, de un manantial revolucionario que había sido contaminado por Castro y su pandilla, a espaldas de las fuerzas combatientes democráticas y del pueblo cubano. El veneno castrista fue distribuido a voleo por los partidos comunistas de América, y aunque la insurgencia guerrillera fue aniquilada entonces, la esterilización democrática continuó adoleciendo de la cura social permanente: el ansia de bienestar de sus pueblos.

Fuente: Nuevo Acción

Cuba : ECOS...

ECOS

Juanita Castro hablará de sus hermanos en próximo libro

 Maria Antonieta Collins, en su casa de MIami, con su perro Rambo y su gato Oliver.
Maria Antonieta Collins, en su casa de MIami, con su perro Rambo y su gato Oliver.
HECTOR GABINO / EL NUEVO HERALD



En estos días María Antonieta Collins tiene una actividad huracanada: prepara el lanzamiento de su séptimo libro (Porque quiero, porque puedo y porque me da la gana), el 26 de junio, y alista otro sobre la hermana de Fidel Castro, Juanita.

Sí, leyó bien, en exclusiva para El Nuevo Herald, la periodista mexicana cuenta que el libro sobre Juanita aparecerá en septiembre, con Editorial Santillana, y se llamará Fidel y Raúl, mis hermanos. Memorias de Juanita Castro contadas a María Antonieta Collins. Juanita y María Antonieta son amigas hace muchos años y nos dijo que este será un libro de ``grandes revelaciones''.

La Collins --MAC para sus amigos-- que partió de Telemundo el año pasado, graba comentarios radiales para todo el país y escribe columnas periodísticas. En sus ratos libres toma clases de piano, salsa e italiano, además de cuidar de una decena de gatos y dos perros. ''Volveré a la televisión en algunos meses'', promete.

En los últimos cuatro o cinco años su vida cambió abruptamente. ¿Adjudica eso simplemente al destino?

Sí, creo mucho en el destino, aunque también estoy convencida de que a veces podemos modificarlo. Creo que lo que pasó con mis cambios profesionales en la televisión y la tragedia de la muerte de mi esposo ocurrió para que yo aprendiera algunas lecciones. Por ejemplo, Fabio siempre planeaba mucho, pensaba mucho en el futuro, nunca imaginó que moriría a los 52 años; por eso aprendí a vivir el presente.

¿Qué reflexión le provoca el haber quedado viuda en varias ocasiones?

Creo que es, precisamente, el destino. Alguien me dijo que quizá yo era la persona más indicada para darles a mis ex maridos un aliciente en situaciones tan extremas, para acompañarlos en ese punto. Y prefiero tomarlo así; si lo tomara de la forma fatalista me hubiera acabado, lo tomo como una lección de ser humano para mí.

¿Por qué?

Porque, por ejemplo, en el caso de Fabio [a quien Collins le descubrió un engaño amoroso] tuve todas las excusas para decirle ''arréglatelas como puedas'', pero pude demostrarme a mí misma que podía vencer eso y, pese a todo, perdonarlo.

¿De dónde proviene su fuerza interior?

De Dios. Soy una mujer de una profunda convicción religiosa y me entrego al Dios con el que nací, con el que cumplo concretando los preceptos de la Iglesia, predicando su fe, no dudando del dogma, rezando, tratando de no cometer errores, y si los cometo, de enmendarlos de inmediato. Y sé las palabras más difíciles para un cristiano: perdóname, ayúdame, y te amo.

¿Qué opina de lo que ha pasado con el Padre Alberto?

¿Quién puede opinar si lo que hizo es bueno o malo? Lo único que todos los feligreses sabemos es una gran verdad: ha sido un ser humano generoso y extraordinario que ha amado su apostolado y que además ha hecho muchísimas cosas buenas en su vida y siempre tendrán que ser más importantes sus buenas acciones. Todos tenemos virtudes y defectos.

¿Qué defectos tiene usted?

Soy terquísima, obstinada, dicen que por ser tauro; tengo obstinación con las cosas, soy cabezona, terca, aunque eso me ha servido también. Soy impaciente, no soy muy tolerante

¿Extraña la televisión?

Uno extraña las cosas cuando no las tiene y yo sigo teniendo a la televisión.

¿No se siente afuera de la tele?

No, porque sigo siendo parte de ella; simplemente estoy tomándome un gran respiro que me permitirá hacer las cosas muy bien en la próxima etapa.

¿Cuándo comenzará esa etapa?

Pronto, en unos meses.

¿Hay posibilidad de que vuelva a una gran cadena?

Claro que sí y hay conversaciones al respecto, pero no hablo de eso porque la energía de las cosas que uno quiere puede irse. Soy muy supersticiosa.

¿Ninguno de sus hijos la ha hecho abuela?

No. Todos ellos son de la nueva generación de muchachos que piensan muy bien, que saben que el amor no tiene que ver absolutamente nada con parir hijos, que es un acto de responsabilidad que sucede cuando debe suceder.

¿Qué sensación le provoca la posibilidad de ser abuela en algún momento?

Me aterra, porque no estoy preparada para ser tan buena abuela como fue mi abuela conmigo.

¿Cree que el mundo es mejor para los hombres o para las mujeres?

No creo en que haya desigualdades. Si me han discriminado, quizás no he querido darme cuenta; siempre he sido una mujer que he tenido que trabajar con hombres y con hombres extraordinarios, como mi Jorge Ramos, mi Ricardo Brown, con quien tú quieras, uno es su propia posibilidad.

¿Qué tipo de autora de libros se considera?

Bueno, partamos de que no me considero autora; eso sería loco, pretencioso e irreverente de mi parte. Autores son Carlos Alberto Montaner, Isabel Allende, Mario Vargas Llosa, yo soy una reportera que escribe historias largas que se convierten en libros; apenas empiezo a escribir.

¿Se ve muy lejos del nivel de esos escritores?

Recién empiezo pero estoy en el camino.

¿Quién escribe mejor, usted o Jorge Ramos?

Depende. [carcajada] Jorge escribe extraordinariamente bien de política; yo soy una reportera que narra historias y en eso soy muy buena. No podría escribir de política, por ejemplo.

¿Por qué?

No me gustan los políticos y la política es muy elevada; y yo soy muy elemental.

¿Por qué habrá que leer su próximo libro?

Porque les servirá para aprender que la crisis es el paso que antecede al éxito; cuando uno sabe que debe salir adelante de todas maneras entrega lo mejor de sí.• 

Fuente: Especial El Nuevo Herald

erwin@erwinperez.com